www.elfaro.es

El hambre es un arma de guerra muy barata

Acción contra el Hambre alertó este martes de que al ritmo que crecen los conflictos, aumenta el hambre; una relación que se retroalimenta porque "el hambre también provoca guerras", al ser "un arma muy barata" que "sale gratis".

"La curva de los conflictos es paralela a la curva del hambre", expuso el director general de esta ONG, Olivier Longué, en una rueda de prensa en Madrid. De hecho, por primera vez en 20 años la tendencia del hambre crece debido al recrudecimiento de los conflictos, que afectan a uno de cada cuatro países en el mundo.

Si se superpone el mapa de países en conflicto con el mapa del hambre en el mundo, se da la circunstancia de que buena parte de los Estados con una tasa de desnutrición mayor al 30% están inmersos en una guerra, como ocurre en Liberia, Camboya, Guinea-Bissau, Nigeria, Ruanda o Camboya.

Y es que las guerras, según puso de manifiesto Acción contra el Hambre, provoca un círculo que redunda en una falta de alimentos: provocan desplazados, arruinan cosechas, desdestabilizan el mercado, destruyen el Producto Interior Bruto (PIB) del país, alienan a la población y dificultan la ayuda humanitaria.

El director de Incidencia y Relaciones Institucionales de la ONG, Manuel Sánchez-Montero, aseguró que "el hambre es un arma muy barata y que sale gratis cometerla", pese a que promover el hambre entre la población está prohibido por el Derecho Internacional Humanitario.

"El uso del hambre como arma de guerra ha existido siempre" y de ella se sirven los grupos civiles armados mediante quema de tierras, robo de ganado o bloqueo de la ayuda; unas "tácticas muy accesibles" y que se convierten en "atractivas" para los diferentes actores de los conflictos, explicó el experto.

Además, la responsable geográfica de Acción contra el Hambre para África del Oeste y experta en el Sahel, Lucía Prieto, añadió que las condiciones de salubridad aparejadas a las guerras llevan consigo la "aparición de epidemias", que recrudecen aún más el hambre.

Actualmente hay cuatro países considerados en situación de hambruna severa: Somalia, Yemen, Sudán del Sur y Nigeria, todos ellos con conflictos internos. A esta situación se le suma, según el director general de la organización humanitaria, el "cansancio del sistema humanitario", un sistema que debe afrontar una situación en la que seis de cada 10 personas con hambre viven en zonas de conflicto, con las dificultades que ello supone para la ayuda humanitaria.

¿Te ha parecido interesante esta noticia?    Si (0)    No(0)

Noticias relacionadas



Normas de uso

Esta es la opinión de los internautas, no de Desarrollo Editmaker

No está permitido verter comentarios contrarios a la ley o injuriantes.

La dirección de email solicitada en ningún caso será utilizada con fines comerciales.

Tu dirección de email no será publicada.

Nos reservamos el derecho a eliminar los comentarios que consideremos fuera de tema.